Bufete Alaminos

Más de 30 años de servicio al cliente en defensa de sus intereses

Mes: diciembre 2015

Audiencia de Murcia anula un contrato de preferentes porque ni los jueces lo entienden

NovaGalicia Banco Preferentes

La Audiencia Provincial de Murcia confirma una sentencia de un Juzgado de Primera Instancia que anuló un contrato de participaciones preferentes porque sus cláusulas eran tan enrevesadas que hasta el propio tribunal dudó sobre su naturaleza, las garantías y los riesgos de la operación.

La sentencia desestima así el recurso que la entidad NCG Banco, antigua Caixa Galicia, presentó contra la resolución de un Juzgado de Primera Instancia de Cartagena que, en octubre de 2014 declaró la nulidad del contrato de participaciones preferentes y, así mismo, el de canje de las mismas por acciones del banco.

Igualmente, condenó a la entidad recurrente a pagar al comprador de las mismas la cantidad de 12.000 euros, junto con los intereses legales desde la fecha del contrato de compraventa.

«Este tribunal -dice la Audiencia de Murcia-, con una evidente mayor experiencia en el examen e interpretación de contratos que el demandante en ese pleito, después de examinar los documentos aportados sobre las participaciones preferentes y la situación de la emisora, tiene dudas sobre qué se contrata, sus naturaleza, garantías y riesgos».

La sala comenta igualmente que «no es admisible pretender imputar al recurrido las consecuencias de la omisión de información veraz, objetiva, comprensible, adecuada y completa que Caixa Galicia debió facilitarle, siendo la entidad financiera la única responsable de no haberlo hecho, pues a ella incumbía esa obligación».

Y concluye que, «al incumplirla, generó el error en el cliente, que confió en lo que le ofrecía su banco».

Fuente: lacronicadelpajarito.es

Bankia y BFA elevan en 1.060 millones la provisión por las indemnizaciones por la salida a bolsa

ratobrindaporbankia[1]

Bankia y BFA han aumentado en 1.060 millones de euros, hasta 1.840 millones, la provisión de fondos para hacer frente al pago de las posibles indemnizaciones que hubiera que abonar a los accionistas por la salida a Bolsa de Bankia.

Según ha informado esta tarde a la Comisión Nacional del Mercado de Valores, Bankia asumirá el 40 % del coste estimado de esas indemnizaciones, es decir, hasta 736 millones de euros, de los que ya registró una provisión de 312 millones el pasado año.

El 60 % restante, hasta 1.104 millones, será responsabilidad de la matriz del grupo, BFA -participada íntegramente por el Estado-, que también hizo en su momento una provisión de fondos, en este caso de 468 millones.

De acuerdo con la decisión adoptada hoy por el Consejo de Administración de Bankia, la entidad incrementará el saldo total de provisiones constituidas con este fin en 424 millones, hasta sumar los 736 millones que le corresponden.

La institución financiera está valorando el tratamiento contable aplicable a la constitución de este fondo, que tendrá impacto en el capital, pero desconoce aún cómo afectará a la cuenta de resultados.

BFA, que posee el 64,1 % de las acciones de Bankia, ha asegurado hoy que cuenta con un patrimonio neto suficiente para asumir el coste de esos hipotéticos pagos, por lo que en ningún caso el Estado tendrá que verse obligado a inyectar dinero que suponga un coste para el contribuyente.

 

Fuente: EFE

Anulan una ejecución hipotecaria tras detectar cláusulas abusivas

BBVA

  • Los magistrados consideran desproporcionados los intereses de demora, la comisión por reclamación de posiciones deudoras y la cláusula suelo de un préstamo del BBVA en Arrecife
  • La entidad ejerció la cláusula de vencimiento anticipado del contrato después de que la clienta dejara de pagar cuatro cuotas de la hipoteca

 

La sección quinta de la Audiencia Provincial de Las Palmas ha archivado el procedimiento de ejecución hipotecaria instado por el BBVA contra una vecina de Arrecife (Lanzarote) por el impago de cuatro cuotas del préstamo concedido por el banco al haber detectado en el contrato formalizado en enero de 2009 una ristra de cláusulas abusivas.

La Audiencia estima parcialmente el recurso interpuesto por la apelante contra el auto del Juzgado de Instrucción número 3 de Arrecife que había desestimado su oposición a la ejecución hipotecaria. Y lo hace tras apreciar de oficio la existencia de cláusulas abusivas que no habían sido alegadas por la clienta de la entidad financiera en primera instancia.

 De hecho, la recurrente sólo solicitó que se anulara la cláusula de vencimiento anticipado, que el BBVA ejercitó para resolver el contrato en enero de 2013, cuatro meses después de que dejara de abonar las cuotas del préstamo hipotecario. Y es sólo en este punto en el que las posiciones de los magistrados y del banco coinciden. Para la Audiencia, la aplicación de esta cláusula estaba justificada porque la hipotecada incumplió sus obligaciones de pago durante más de tres mensualidades, el límite que marca la legislación para poder dar por vencido el préstamo.

Sin embargo, los jueces entienden que las cláusulas del contrato que fijan los intereses de demora, la comisión por reclamación de posición deudora y la existencia de un suelo y un techo hipotecario son abusivas y, por lo tanto, deben ser anuladas.

El BBVA estableció un interés de demora (por retraso en el pago de la cuota) del 18% anual, una cifra que triplicaba el tipo ordinario pactado con el cliente (4,85%) y cuadruplicaba el legal del dinero en el momento de suscribir el contrato (4%). Por ello, la Audiencia concluye que hay una “enorme desproporción” entre la pena impuesta y la realidad del perjuicio.

El auto también reprocha al banco el cobro sistemático de una cantidad fija (30 euros) con independencia de las gestiones realizadas y los medios empleados para reclamar a los clientes que tienen sus cuentas corrientes en números rojos o sin saldo suficiente para afrontar el pago de la cuota, La Audiencia recuerda que la denominada  comisión por reclamación de posiciones deudoras debe responder a los servicios realmente prestados por la entidad financiera.

Más tajante si cabe se muestra con respecto a la cláusula suelo-techo, con la que el BBVA limitó la variabilidad del tipo de interés al 2,5 y el 15%, respectivamente. Según el auto, la entidad financiera no proporcionó información clara y comprensible a la clienta sobre las implicaciones de estas condiciones, no realizó simulaciones de distintos escenarios sobre el comportamiento de los tipos de interés ni le advirtió de los riesgos que asumía cuando estos bajaban.

La Audiencia sostiene en su resolución que la cláusula suelo es lícita siempre que sea transparente y que el consumidor pueda identificarla como definidora del objeto principal del contrato.

En este caso queda “enmascarada” en el contrato y diluida por la “aparente contraprestación” del techo. Sin embargo, según pone de manifiesto el auto, en el momento de la firma era “imposible” que el tipo de interés superara el 15%. En definitiva, el suelo hipotecario es, a juicio de los magistrados, desproporcionado y abusivo, ya que establece un interés mínimo fijo del 2,5% y sólo es variable al alza. De enero de 2008 a 2014 los tipos de referencia oscilaron entre el 0,54 y el 2,62%.

“No es de recibo la pretensión del banco de liquidar nuevamente las cuotas impagadas al tipo suelo”, sostiene la Audiencia, que insta al BBVA a realizar una nuevo cálculo excluyendo las cantidades que hubiera cobrado indebidamente y que advierte de que la declaración de nulidad de las cláusulas puede afectar al número de cuotas impagadas e incluso al vencimiento anticipado.

La entidad financiera podrá volver a interponer una demanda de ejecución hipotecaria siempre que efectúe una nueva liquidación que respete los requisitos exigidos legalmente.

Fuente: Eldiario.es

Ranking: Productos Tóxicos Financieros 2015

Nuestro mejor regalo para estas navidades es vuestro éxito y nuestra mayor motivación, vuestra confianza. Por ello en Bufete Alaminos hemos realizado un ranking de los productos tóxicos financieros del 2015. Una pequeña guía para que tengáis cuidado con estos productos engañosos de los que podéis ser afectados.

Bufete Alaminos especializado en la ayuda al ciudadano donde nuestros números hablan por si solos contra las reclamaciones bancarias. Cada día surgen nuevos denunciantes con gran porcentaje de ganar y recuperar su dinero. Todo gracias a la confianza que depositáis cada día en nosotros.

A continuación pasamos a detallar el Ranking de productos tóxicos financieros del 2015.

Es una condición que el banco puede incluir a la hora de firmar una hipoteca. Establece un tipo mínimo a pagar, aunque el tipo al que va referenciado el préstamo esté por debajo.

La cláusula suelo afecta a 3,3 millones de personas (4 millones si tenemos en cuenta a los clientes a los que dejaron de aplicársela tras la sentencia del Tribunal Supremo del 9 de mayo de 2013).

Los afectados pueden solicitar la nulidad de la cláusula y el resarcimiento total de los intereses cobrados indebidamente por las entidades.

  • IRPH (Índices de Referencia de Préstamos Hipotecarios)

En el año 2009 la Unión Europea ordenó la desaparición definitiva de los índices IRPH por ser susceptibles de manipulación. A esto hay que sumarle que no se ofreció la posibilidad de elegir entre el IRPH y el Euribor, motivo por el cual los jueces están empezando a dictar sentencias por falta de transparencia en la contratación.

Los afectados pueden solicitar la nulidad de la cláusula que establece la referencia al índice IRPH por falta de transparencia en la contratación y solicitar su sustitución por otro índice como puede ser el Euribor más el diferencial pactado y, con arreglo a la nulidad de la cláusula, la devolución por parte de la entidad de los intereses pagados de más desde el inicio del contrato.

Desde que se descubrió que Bankia necesitaba 23.000 millones de euros han pasado ya casi tres años. En diciembre de 2014 unos peritos del Banco de España determinaron que no solo las cuentas de la entidad en el momento de la OPV no reflejaban la imagen fiel sino que tampoco el folleto reflejaba esta imagen fiel. Sobre esta base se sustenta la reclamación judicial para poder recuperar las cantidades invertidas y que se perdieron casi en su totalidad.

Desde el año 2013, prácticamente todas las sentencias han permitido a los afectados recuperar la totalidad de su inversión incluidos los intereses y, condenando en costas a la parte demandada.

Las participaciones preferentes son productos calificados como instrumentos financieros complejos y arriesgados por la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores), mientras que bancos y cajas lo han comercializado como un depósito seguro y muy rentable, con el que se abona un cupón anual de intereses y normalmente el cliente podía reintegrarlo cuando quisiera.

Cuando en realidad el titular de preferentes es un acreedor subordinado de la emisora que mejora con el importe invertido sus ratios de solvencia, al computar como fondos propios de la entidad. De este modo en caso de crisis el dinero invertido se destina a enjugar pérdidas de la emisora. Por ello, presenta el riesgo de capital, pues no está garantizado, de rentabilidad, pues el cupón solo se abona si hay beneficios anuales, el riesgo de insolvencia del emisor, pues el titular se coloca en último lugar de los acreedores solo por delante de los accionistas. El contrato no tiene vencimiento sino que es perpetuo, salvo amortización anticipada del emisor.

Además el cliente debía tener el perfil adecuado, y recibir toda la información exigible (folleto de emisión) y la orden de compra debía ser clara en cuanto a su alcance y riesgos.

Los afectados pueden reclamar la nulidad del contrato por vicio de consentimiento o la resolución por incumplimiento de obligaciones, con reintegración de la inversión y sus intereses.

Los Swaps son un producto ofrecido en masa como una especie de seguro para cubrirse frente a subidas del Euribor o de otros índices como el IPC.

Cuando en realidad se trata de un derivado financiero, un instrumento complejo y arriesgado, no adecuado a personas o entidades sin los conocimientos y experiencia para comprenderlos.

Los afectados pueden solicitar la nulidad del contrato por vicio de consentimiento por déficit informativo en la fase previa a su contratación.

  • Bonos Convertibles del Banco Popular

La Entidad mercantil Banco Popular SA emitió, en el año 2009, 700 millones de euros en bonos con una remuneración (7%).

Este producto, aparentemente sencillo y comercializado como renta fija, era en realidad un producto estructurado complejo que incluye derivados implícitos que los hacen apropiados sólo para expertos inversores financieros, no para ahorradores.

Casi desde el primer momento de la emisión, los bonos han ido perdiendo valor en caída libre y en la fecha de conversión en acciones habrán tenido una disminución de valor de aproximadamente el 80% de su valor inicial, teniendo sus tenedores que pagar un precio por acción de 17,88 euros cuando el valor actual de las acciones es de 3,36 euros.

  • Hipoteca Mutidivisas

El Tribunal Supremo ya se ha pronunciado al respecto y considera un instrumento derivado las Hipotecas Multidivisas para las cuales había que haber realizado el test de normas MiFID.

Si ya de por si los contratos de hipotecas multidivisas son farragosos con esta decisión del Supremo se abre la puerta a reconvertir estos préstamos en préstamos hipotecarios normales, sin los grandes riesgos asumidos sin tener un conocimiento real de lo que se estaba firmando.

Si eres un afectado por Hipoteca Multidivisas vas a poder reclamar que te cambien el contrato y que te devuelvan el sobrecoste que te ha supuesto este aparentemente buen producto hipotecario que esconde un peligroso derivado financiero.

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén