Más de 30 años de servicio al cliente en defensa de sus intereses

Etiqueta: reclamar

La banca se resiste a pagar a los clientes que deciden reclamar las cláusulas suelo

  • Caixabank y Sabadell rechazan una de cada dos reclamaciones por cláusulas suelo
  • Banco Popular ha abonado 200 millones por las reclamaciones de cláusulas suelo del mecanismo extrajudicial pero no concreta qué supone respecto a lo reclamado
  • Bankia y BMN –bancos participados por el Estado– han sido las únicas entidades que han decidido devolver todas las cláusulas reclamadas
  • BBVA ha rehusado por el momento a dar cifras sobre este procedimiento de reclamaciones

El Gobierno aprobó en enero  un mecanismo extrajudicial para las cláusulas suelo con el que buscaba desatascar los juzgados de casos tras  la sentencia europea que respaldaba que se pagara todo lo cobrado de más por estas cláusulas cuando fueran consideradas abusivas. A pesar de este procedimiento, los bancos que han dado datos sobre la gestión de sus reclamaciones están rechazando casi la mitad de las recibidas.  Caixabank ha dicho que no a un 48% de las reclamaciones que le han presentado mientras que Sabadell ha respondido negativamente a un 45% de ellas. Las entidades alegan que las cláusulas suelo habían sido comercializadas con transparencia para rechazar las reclamaciones.

En cifras, Caixabank ha devuelto  210 millones de euros en cláusulas suelo a 47.000 clientes mientras que el importe abonado por Sabadell asciende a los 95 millones de euros.

Por su parte, el consejero delegado de Santander, José Antonio Álvarez, cifró en 200 millones de euros las devoluciones realizadas por Banco Popular. En su día, Popular provisionó 534 millones de euros para hacer frente a estas reclamaciones ante un riesgo potencial de 600 millones de euros.  Esta es otra de las entidades que contaban con más cláusulas suelo dentro de sus hipotecas. Tras ser intervenida en junio por la Junta de Resolución Única y vendida al Banco Santander por un euro ha pasado a este grupo que está en proceso de integrarla. Santander siempre ha dicho que no tiene claúsulas suelo en sus hipotecas.

BBVA ha rehusado por el momento a dar cifras sobre este procedimiento de reclamaciones. El consejero delegado de BBVA, Carlos Torres, en la presentación de resultados del tercer trimestre únicamente ha dicho que «la evolución en las reclamaciones es en línea con lo que habíamos previsto, tanto lo que es el flujo como las previsiones y demás» asegurando que la están gestionando en un procedimiento «muy ágil» y que darán información «en las fechas previstas», aunque el banco no especifica cuáles son estas.

El caso de BBVA es paradigmático porque  la sentencia del Tribunal Supremo que respaldó que había cláusulas suelo abusivas por falta de información, pero que marcaba la fecha de devolución solo desde la fecha de la sentencia, era por una hipoteca de este banco. Tras la sentencia europea de diciembre de 2015, el alto tribunal adaptó su resolución y  le dijo a BBVA que tenía que devolver lo cobrado de más desde el momento en que entraba en vigor la cláusula y no solo desde 2013.

A pesar de las sentencias que han considerado abusivas cláusula suelos por la falta de información a la hora de incluirlas en los contratos, la tendencia general de la banca ha sido negacionista asegurando que ellos habían informado correctamente a sus clientes. El decreto otorgaba a las entidades un plazo de tres meses para contestar, por lo que un gran número de reclamaciones que fueron metidas a comienzos de la puesta en marcha del mecanismo ya están contestadas.

Únicamente Bankia y BMN aseguraron que ponían en marcha una fórmula express para devolver a todos sus clientes lo cobrado de más por estas cláusulas suelos incluidas en sus hipotecas. Bankia, participada por el Estado en un 65%, estimaba cuando dio a conocer esta práctica  que hay 60.000 clientes que podrán acogerse y que con esta medida se ahorrarán unos 100 millones de gastos judiciales. 

Bankia en un balance hecho el 26 de mayo señalaba que había abonado casi 170 millones de euros a 34.000 clientes en concepto de devolución de cláusulas suelo en menos de cuatro meses. Mientras que  BMN habría devuelto 34 millones de euros en este concepto hasta agosto.

Judicialización de los casos

El decreto del Ejecutivo para implantar este mecanismo de devolución de cláusulas suelo incluía la creación de una Comisión de Seguimiento. El Gobierno no aprobó la creación de seguimiento hasta finales de mayo y esta no se reunió hasta finales abonado de julio. En esta reunión, la comisión  decidió cómo y qué información pedir a los bancos para elaborar sus informes. El órgano estableció que el primer envío de datos sea a cierre de septiembre y estableció que la fecha límite fuera el 9 de noviembre.

El rechazo de estas reclamaciones conllevará a la judicialización de muchas de estas reclamaciones, según aseguran asociaciones de consumidores y despachos de abogados. Aunque también alertan de que el rechazo de las reclamaciones lleva a que muchos consumidores piensen que ya han agotado sus vías y recuerdan que aunque la respuesta de la banca sea negativa, se puede acudir a los tribunales. A esto se suma que se han creado juzgados especializados para los casos relativos a hipotecas, que  muchas voces critican porque se han colapsado y se ralentizan los tiempos de resolución de casos.

Por su parte, el PSOE en una proposición no de ley presentada en el Congreso advierten de que muchos bancos  están rechazando las solicitudes de devolución de aquellos clientes afectados por las cláusulas suelos que en algún momento registraron un cambio en las condiciones de su hipoteca. «La mayoría de las entidades están rechazando las solicitudes de quienes realizaron una modificación en el capital o el plazo, o una subrogación (traspaso del crédito a otro banco), al considerar que esa persona estaba perfectamente informada de la limitación de los intereses» al renegociar su hipoteca, explican en su iniciativa en la que piden al Gobierno que informe sobre el número de devoluciones que se han producido y de qué entidades se niegan a devolverlas.

Fuente: eldiario.es

Acciones Bankia: Los accionistas sólo tienen cinco meses para reclamar

rato-salida-bolsa-640[1]

  • Ya hay sentencias que condenan a la entidad por engaño en la salida a bolsa

Los accionistas que acudieron a la salida a bolsa de Bankia tienen riesgo de no recuperar el dinero invertido y perdido, a pesar de que se demuestre que hubo falsedad contable por parte de la entidad, tal y como aseguran los dos peritos judiciales de la Audiencia Nacional. De ahí, que los despachos de abogados esperen una avalancha de clientes en los próximos meses que recurran a sus servicios para demandar por la vía civil su dinero. El ministro De Guindos culpó hoy a Zapatero de «forzar voluntades» en la salida a bolsa de la entidad.

La ley del mercado de valores fija las prescripciones de la responsabilidad en caso de fraude: tres años para la recuperación de lo invertido por datos erróneos y omisión de información; cuatro años para la nulidad de los contratos por las mismas causas; y quince para la resolución de la operación por incumplimiento de lo pactado. El accionista de Bankia ya puede reclamar por vía civil el dinero de la salida a Bolsa.

Por tanto, algunos juristas apuntan a que en mayo de 2015 prescribe la responsabilidad, el menos, en uno de los supuestos, ya que fue en ese mes de 2012 cuando se descubrió el verdadero estado de Bankia. Entonces, el presidente Rodrigo Rato dimitió y el nuevo equipo solicitó 19.000 millones de ayudas públicas para asegurar la viabilidad del grupo financiero.

Hay que hacer hincapié en separar la responsabilidad penal de la civil. Cree que lo mejor es presentar una demanda antes del próximo mayo. Además, existe el riesgo de que un tribunal paralice todas las reclamaciones, a la espera de una sentencia de la Audiencia Nacional.

En este supuesto, los demandantes podrían alegar el presunto delito de nulidad para alargar los periodos, pero el proceso es más complicado, porque los jueces podrían desestimarlo y habría que analizar contrato por contrato.

Este despacho ya ha recibido 5.000 peticiones de clientes, para lo que agrupará las denuncias en distintos juzgados para agilizar el procedimiento por supuesta falsedad contable que pudiera derivarse del folleto de emisión de la salida a bolsa. Bankia captó 3.100 millones de euros en esta operación en julio de 2011.

Además que ya hay varias sentencias en las que se condena a la entidad a pagar lo invertido en acciones por engaño a un particular, como dictaba por un tribunal de Mataró el pasado verano.

En otros casos, Bankia ha llegado ya a un acuerdo con inversores para que retiren sus reclamaciones ante los juzgados a cambio de la devolución del dinero desembolsado en la salida a bolsa. Fuentes de la entidad indican que estos pactos se han suscrito con varias decenas de inversores y que obedecen a «errores operativos».

Por su parte, el abogado Fernando Zunzunegui es más optimista sobre la fecha en la que habría que iniciar el periodo de prescripción. Éste debería empezar a contar, a su juicio, este mes, ya que la prueba de la falsedad documental en la salida a bolsa queda demostrada con el informe pericial publicado la semana pasada. Su despacho, Zunzunegui Abogados, prepara una demanda colectiva de inversores contra Bankia y Deloitte por la información errónea contenida en el folleto de la salida a bolsa.

3.100 millones de euros

Es el dinero que captó Bankia en su salida a bolsa de julio de 2011. El 60% se logró de inversores particulares a través de su red de sucursales y de las oficinas de otras entidades colaboradoras en la operación. El otro 40% fue invertido por instituciones, algunas de las cuales vendieron inmediatamente después de la colocación. Además, el precio de 3,75 por título sólo se pactó con 29 inversores.

Fuente: eleconomista.es

Funciona con WordPress & Tema de Anders Norén